vitamina c

Vitamina C

La vitamina C, también denominada ácido ascórbico, es un nutriente esencial y una de las principales vitaminas que actúan para fortalecer nuestro sistema inmunológico. Que la vitamina C sea un nutriente esencial significa que nuestro organismo no posee la capacidad de producir ácido ascórbico, motivo por el cual es importante incluir esta vitamina a través de nuestra dieta. Su aspecto es incoloro, cuenta con un sabor ácido y puede disolverse en agua.

Además de las propiedades inmunológicas de la vitamina C, se trata de un elemento clave en el desarrollo y reparación de tejidos, por ejemplo, cuando nos hacemos una herida. Así mismo, es requerida en el proceso de síntesis de proteínas como el colágeno, componente principal de los huesos y la piel. La capacidad antioxidante de la vitamina C neutraliza sustancias que pueden resultar dañinas para nuestras células, interviniendo en el primer nivel de defensa del sistema inmunitario.

Por todo ello, incorporar la vitamina C a nuestra dieta es de gran importancia para subir las defensas y fortalecer el sistema inmunológico. Algunos alimentos ricos en vitamina C son frutas como el kiwi, la naranja o la grosella negra, y verduras como el brócoli, el pimiento rojo o el perejil. La vitamina C es uno de los ingredientes principales de los productos de la gama Redoxon®.