Compartir en:

¿Cómo cambia el sistema inmunológico con el tiempo?

¿Te has preguntado alguna vez por qué los niños parecen contraer enfermedades mucho más a menudo que los adultos? ¿O por qué los ancianos sufren efectos secundarios graves a causa de un resfriado o una gripe común? Esto está relacionado con el desarrollo y el envejecimiento de nuestro sistema inmunitario. Sigue leyendo para descubrir cómo cambia tu sistema inmunitario con el tiempo y qué puedes hacer para potenciarlo a cualquier edad.

Edad y funciones del sistema inmunitario

Tu sistema inmunitario es la defensa natural de tu cuerpo. Ayuda al cuerpo a combatir y eliminar sustancias malignas como bacterias, virus, células cancerígenas o tejidos extraños. El poder de su sistema inmunitario está representado por su capacidad de producir células especializadas en señalar, rodear y destruir amenazas potenciales. Pero es importante saber que el funcionamiento de tu sistema inmunitario va cambiando con el tiempo. Cuando un bebé nace, su sistema inmunitario es inmaduro. Luego se desarrolla y aprende a luchar contra los patógenos en la edad adulta, y se debilita con la vejez1. Sigue leyendo para saber cómo cambia tu inmunidad con el tiempo.

: Abuelo sonriente llevando a su nieto a hombros
  • El sistema inmunitario de un recién nacido está deprimido de forma natural, lo que hace que los bebés sean más susceptibles a ciertas infecciones y enfermedades. Está deprimido por el desarrollo del niño durante el embarazo1. La leche materna es la mejor manera de contribuir al desarrollo del sistema inmunitario del bebé. También es importante vacunar a los bebés según el calendario para protegerlos de diversas enfermedades.

  • En la infancia, tu sistema inmunitario no está aún lo suficientemente maduro como para combatir la mayoría de los patógenos, y por eso contraes enfermedades más a menudo. Pero, con el tiempo, las células de tu sistema inmunitario reconocen cada vez mejor los virus, partículas extrañas, microbios y microorganismos. También «aprende» a luchar contra las infecciones de manera más eficiente, sobre todo si llevas un estilo de vida saludable y mantienes una higiene adecuada. A esta edad también se pueden añadir a la dieta suplementos de vitaminas y minerales como Redoxon2, pero es importante recordar que un estilo de vida saludable debe incluir una dieta sana y equilibrada que no pueden sustituir los suplementos.

  • En la adolescencia, tu cuerpo experimenta cambios constantes causados por las hormonas. Todos sabemos que las hormonas son las responsables del desarrollo de los niños hacia la edad adulta, pero las hormonas también afectan al sistema inmunitario y pueden hacer que los adolescentes corran más riesgo de padecer ciertas enfermedades autoinmunitarias. El crecimiento acelerado de los huesos y los tejidos en los adolescentes también significa que pueden necesitar más vitaminas y minerales para ayudar a su desarrollo saludable.

  • En la madurez, las defensas naturales de tu cuerpo están completamente desarrolladas, pero el estrés y el estilo de vida pueden empezar a perjudicar a tu inmunidad. Por eso es importante crear buenos hábitos para ayudar al sistema inmunitario durante el día a día. Una alimentación saludable, el ejercicio regular, la calidad del sueño y la relajación son potenciadores naturales del sistema inmunitario3. También puedes seguir tomando un suplemento de vitaminas y minerales como parte de un estilo de vida saludable.

  • Con el paso de los años, es posible que tu sistema inmunitario no funcione tan bien como antes4. Este es un proceso complejo, pero entre sus efectos clave está la reducción del número de células inmunitarias que produce el cuerpo. Esto implica que las heridas se curan más despacio y se reacciona más despacio ante las infecciones, que pueden hacerte más susceptible a sufrir enfermedades. Es entonces cuando un estilo de vida saludable se vuelve más importante que nunca: seguir una dieta sana con muchas vitaminas y minerales, y hacer ejercicio con regularidad te ayudarán a disfrutar de tu salud durante más tiempo.

Referencias bibliográficas:

  1. Simon AK, Hollander GA, McMichael A, Evolution of the immune system in humans from infancy to old age. https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC4707740/
  2. Gombart AF, Pierre A, Maggini S. A Review of Micronutrients and the Immune System-Working in Harmony to Reduce the Risk of Infection. Nutrients 2020;12.
  3. How to prevent infections. Harvard Medical School, 2016. Accessed 10/02/2020, at https://www.health.harvard.edu/staying-healthy/how-to-prevent-infections.
  4. Montecino-Rodriguez E, Berent-Maoz B, Dorshkind K, Causes, consequences and reversal of immune system aging. https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC3582124/


Cómo ayuda Redoxon®
a tu sistema inmunitario

 

 

Tu cuerpo está equipado con poderosas defensas naturales y tu sistema inmunitario tiene muchas maneras de lidiar con las amenazas de las bacterias y los virus. El sistema inmunitario está compuesto por tres mecanismos de defensa principales: barreras físicas (piel y mucosas), barreras celulares (glóbulos blancos) y anticuerpos. Los nutrientes como las vitaminas y los minerales son esenciales para la salud y el funcionamiento de esta compleja red.

En nuestro acelerado mundo, en el que consumimos demasiada comida rápida y precocinada, puede ser un reto consumir cantidades adecuadas de frutas y verduras que aporten todas las vitaminas y minerales que necesitamos para contribuir plenamente las funciones de nuestro cuerpo. Una ingesta inadecuada de vitaminas y minerales puede afectar negativamente al sistema inmunitario y a la salud en general. Ahí es donde entra en juego Redoxon®. Nuestra gama de productos de vitamina C está diseñada para ayudar a tu sistema inmunitario.

Más información

 

Con Redoxon® tendrás un sistema inmunitario más saludable

Es necesario que cuides de tu sistema inmunitario. Aunque no lo parezca, tu sistema inmunitario trabaja las 24 horas del día. Igual que una planta necesita agua y luz solar, tu sistema inmunitario necesita una nutrición regular para apoyar los sistemas de defensa del cuerpo.

Junto con un estilo de vida saludable que incluya ejercicio físico y buena nutrición, los suplementos como Redoxon® proporcionan la base para un sistema inmunitario fuerte durante todo el año.

 

 

 

 

 

Más de 80 años de experiencia con la vitamina C

En 1934, fuimos pioneros al presentar el primer suplemento de vitamina C del mundo, y llevamos más de 80 años ayudando a la gente a mantener sus defensas naturales en plena forma. Hoy en día, nuestra gama de innovadores suplementos ayuda a tu inmunidad a diario.

 

Construye tu inmunidad

¿Buscas maneras de fortalecer tu sistema inmunitario? Consulta artículos útiles sobre el apoyo inmunitario.